martes, 16 de marzo de 2010

El post de Emily: Me alcanzaron.

Finalmente y luego de tanto, mis monstruos me alcanzaron. Me di cuanta que no se puede escapar de ellos. Ni siquiera te podes ocultar.
Y finalmente exploté. Y si leyeron mi post de "Sobrevivir con el odio" (creo) ya sabrán como me siento cuando me siento asi. El problema es que el que explotó aca no fué mi cerebro.
Ver pasar las cosas y no hacer algo fué suficiente para mi.
Sé que no soy la unica que se siente asi. Pero por qué no arreglé esto cuando era facil? Me di cuenta, luego de razonarlo y mirarlo de todos los ángulos posibles que lo que me "acobardó" no fué una posible respuesta negativa. Me acobardó la incomodidad.
Esa sensacion de estar ahi y sentir que no es lo mismo. Que no es lo que solía ser.
No me di vuelta todo este tiempo por que tenía miedo de ver que los montruos seguian ahi. Y corrian atras mio. Me alcanzaban.
Es loco que los recuerdos lindos hagan llorar a la gente.
Ahora siento que finalmente los monstruos tienen sus garras sobre mi hombro. Y que es cuestión de tiempo para que me de vuelta y tenga que enfrentarme a ellos.
Quizas sea para bien. Quizas todo siga igual. Pero ellos se van a ir, y eso es todo lo que quiero.
Posiblemente tarde. Unos días, unas semanas. Pero ya va a llegar el día en que me sobreponga a esa estúpida incomodidad. Y los monstruos empiezen a retroceder, hasta que retrocedan tanto que mis ojos no los vean.



"El sueño de la razón produce monstruos."

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comenta por que si no mando a Barney a tu casa para que abra la canilla de agua caliente mientras te bañas.